Enfermeras líderes en función de la relación con los miembros de su equipo

Enfermeras líderes en función de la relación con los miembros de su equipo
9 septiembre, 2019 | Dra. Carmen Ferrer Arnedo

Enfermeras líderes en función de la relación con los miembros de su equipo. Elige en cuál de los siguientes 13 liderazgos de enfermería deseas convertirte.

Una de las 5 áreas de la campaña Nursing Now se centra en aumentar el número de enfermeras en puestos de responsabilidad y aumentar la influencia de la enfermería en la política y la toma de decisiones.

Para aumentar la influencia de las enfermeras en la toma de decisiones, es necesario fomentar la formación en liderazgo en enfermería, tal y como hacemos en el Máster en gestión y liderazgo en cuidados de enfermería de SalusPlay.

La Academia de Liderazgo del Servicio Nacional de Salud del Reino Unido (NHS) publicó en 2013 un modelo de liderazgo cuyo objetivo es ayudar a los profesionales, entre ellos a las enfermeras, tengan o no responsabilidades formales directivas, que trabajan en el sector sanitario a convertirse en mejores líderes.

La que clasificación se estructura según la relación entre el líder y sus seguidores.

Enfermeras líderes en función de la relación con los miembros de su equipo, 13 liderazgos de enfermería

Liderazgo dictador

Es el perfil que se sustenta en las propias ideas. El grupo con el que trabaja, en lugar de permitirle a los demás integrantes a hacerse responsables de su tarea, permitiéndoles ser independientes, bloquea cualquier tipo de iniciativa. Es inflexible y le gusta ordenar. Destruye la creatividad de los demás.

El liderazgo autocrático

Es el único miembro en el grupo que toma las decisiones acerca del trabajo y la organización del grupo sin tener que justificarlas en ningún momento. Los criterios de evaluación utilizados por el líder no son conocidos por el resto del grupo. La comunicación es unidireccional, es decir, del líder al subordinado permite a los jefes controlar y tomar decisiones sobre muchos aspectos de la estrategia y las dinámicas de trabajo habituales.

El líder autocrático tiene mucho poder y nadie puede ni debe desafiar sus decisiones. Por tanto, no es un liderazgo abierto ni democrático, sino que es unidireccional: el jefe manda y los empleados obedecen las órdenes, lo único que tienen que hacer los subordinados es obedecer las directrices que marca el líder.

El liderazgo autocrático permite que los supervisores tomen decisiones y fijen las directrices sin la participación del grupo. El líder concentra todo el poder y nadie desafía sus decisiones. Tiene altos niveles de ausentismo y rotación del personal.

Liderazgo democrático o participativo

El líder toma decisiones tras potenciar la discusión del grupo, agradeciendo las opiniones de sus seguidores. Los criterios de evaluación y las normas son explícitas y claras. Cuando hay que resolver un problema, el líder ofrece varias soluciones, entre las cuales el grupo tiene que elegir.

Su función es promover la participación, el entusiasmo y la implicación de los empleados. Se promueve el diálogo entre todo el grupo para tener en cuenta todas las opiniones y visiones sobre la realidad, aunque la decisión final suele recaer en el líder.

Este estilo de liderazgo puede adoptarse cuando es esencial el trabajo en equipo y cuando la calidad es más importante que la velocidad o la productividad.

Liderazgo onomatopéyico

El líder, a la vez que reflexiona sobre la visión y el proyecto que debe de mover al grupo liderado hacia su objetivo deseado, se expresa a través de simples onomatopeyas verbales que favorecen notablemente el entusiasmo del grupo.

Liderazgo paternalista

El líder tiene confianza por sus seguidores, toma la mayor parte de las decisiones entregando recompensas y castigos a la vez. Su labor consiste en que sus empleados trabajen más y mejor, incentivándolos, motivándolos e ilusionándolos a posibles premios si logran el objetivo.

Liderazgo burocrático: normativo

Los líderes burocráticos hacen todo según “el libro” tal y como plantea la norma. Siguen las reglas rigurosamente y se aseguran que todo lo que hagan sus seguidores sea preciso.

Este tipo de liderazgo es muy apropiado para trabajar cuando existen serios riesgos de seguridad (como trabajar con maquinaria, sustancias tóxicas, o peso peligroso) o cuando largas sumas de dinero están en juego. Los líderes normativos se ajustan y son muy eficaces en situaciones de peligro donde es preciso seguir a rajatabla la normativa. Por ejemplo, en un plan de contingencias o ante una catástrofe.

Liderazgo carismático

Dentro de los tipos de líderes, el líder carismático es de los más comunes, conocidos y reconocidos. Este tipo de liderazgo empresarial basa su éxito en que el líder genera sentimientos y sensaciones positivas entre el resto de miembros del equipo.

Un estilo carismático de liderazgo es similar al liderazgo transformacional, porque estos líderes inspiran muchísimo entusiasmo en sus equipos y sus muy energéticos al conducir a los demás.

Los líderes carismáticos tienden a creer más en sí mismos que en sus equipos y esto genera problemas, y un proyecto o la organización entera podrían colapsar el día que el líder abandone la empresa. A ojos de los seguidores, el éxito está ligado a la presencia del líder carismático. Son importante cuando se requieren estrategias de cambio y de mejora. También cuando se requiere del uso de la persuasión.

Liderazgo liberal o liderazgo Laissez-faire

El liderazgo laissez-faire se basa en la máxima: «deja hacer a tus empleados, ellos saben lo que deben hacer». Por tanto, el líder laissez-faire no es muy propenso a dirigir a su grupo ni a dar demasiadas instrucciones sobre cómo deben hacerse las cosas. Adopta un papel pasivo, abandona el poder en manos del grupo. En ningún momento juzga ni evalúa las aportaciones de los demás miembros del grupo. Los miembros del grupo gozan de total libertad, y cuentan con el apoyo del líder sólo si se lo solicitan.

Los miembros del grupo toman decisiones libres sin la participación del líder.

Liderazgo natural

Este tipo de liderazgo describe al líder que no está reconocido formalmente como tal. Es un tipo de líder informal.

Cuando alguien en cualquier nivel de una organización lidera simplemente por satisfacer las necesidades de un equipo, se describe como líder natural.

De muchas maneras este tipo de liderazgo es una forma democrática de liderazgo porque todo el equipo participa del proceso de toma de decisiones.

Quienes apoyan el modelo de liderazgo natural dicen que es una buena forma de trabajo en un mundo donde los valores son cada vez más importantes. Otros creen que en situaciones de mucha competencia, los líderes naturales pueden perder peso por otros líderes que utilizan otros estilos de liderazgo.

Liderazgo orientado a la tarea

Los líderes altamente orientados a la tarea se focalizan solo en que el trabajo se haya cumplido y pueden ser un poco autocráticos.

Estos líderes son muy buenos para definir el trabajo y los roles necesarios, ordenar estructuras, planificar, organizar y controlar. Pero no tienden a pensar mucho en el bienestar de sus equipos, así que tienen problemas para motivar y retener a sus colaboradores.

Se evalúan dos características importantes en los ejecutivos, con la intención de verificar su capacidad de dirección: por un lado, la aptitud y, por otro, la actitud.

Liderazgo auténtico

Es aquel líder que se concentra en liderarse en primer lugar a sí mismo. Es un líder con mucho autoconocimiento, ecuánime, espiritual, compasivo y generoso. Solo una vez que se lidera la propia mente se puede liderar a los demás.

Liderazgo lateral

Se realiza entre personas del mismo rango dentro de una organización u organigrama o también se puede definir como el proceso de influir en las personas del mismo nivel organizacional para lograr objetivos en común con la organización.

Consiste en que se es líder sin ser el jefe, es decir, ser líder dentro de los del mismo rango. En grupos de trabajo grandes se tiende a dar demasiadas vueltas a todo, tratando de agradar al máximo. Esta especie de cabecilla del grupo suele ser una persona resolutiva, lo que el grupo de algún modo agradece.

Liderazgo orientado a las personas o liderazgo orientado a las relaciones

Los líderes están completamente orientados en organizar, hacer de soporte y desarrollar sus equipos. Es un estilo participativo, y tiende a empoderar al equipo y a fomentar la colaboración creativa. En la práctica la mayoría de los líderes utilizan tanto el liderazgo orientado a la tarea y el liderazgo orientado a las personas.

Si tienes cualquier duda sobre los tipos de liderazgo, puedes preguntar al equipo de enfermeras expertas en liderazgo y gestión de SalusOne, a través de la web o descargándote la App desde el Google Play de Android o App Store de Apple.

Experto universitario en liderazgo, gestión y humanización en cuidados de enfermería

Banco de imágenes del Colegio de Enfermeras y Enfermeros de Barcelona.
Enfermeras líderes en función de la relación con los miembros de su equipo
5 (100%) 3 votos

Artículos relacionados

Cómo realizar una cricotirotomía y traqueostomía
Cómo realizar una cricotirotomía y traqueostomía

Cómo realizar una cricotirotomía y traqueostomía

Cómo realizar una cricotirotomía y traqueostomía

Leer más
Mascarillas de oxígeno y gafas nasales: para qué sirven y cómo se utilizan
Mascarillas de oxígeno y gafas nasales

Mascarillas de oxígeno y gafas nasales: para qué sirven y cómo se utilizan

Mascarillas de oxígeno y gafas nasales: para qué sirven y cómo se utilizan

Leer más